Imagen obtenida mediante microscopía electrónica de barrido, coloreada posteriormente mediante un programa de tratamiento de imágenes. Porción de recubrimiento “superviviente” tras un agresivo ataque químico con el fin de revelar la microestructura presente en el film.